UNA FORMA DE VIDA

Únete al cambio

#normalizarladiferencia

La Fundación Pegasus nace de las vivencias de David Rodríguez, un joven madrileño que nunca quiso sentir su discapacidad como una carga, sino como una vía de profundización y crecimiento personal que le impulsará a vivir la vida al máximo. Y así justamente es como él define Pegasus: como un estilo de vida.

Por ello, uno de nuestros objetivos es acercar esta forma de ver la vida al mayor número de personas posibles para poder generar así un cambio social que cree una sociedad más empática e igualitaria donde prime la bondad, el compañerismo y el amor. 

Además, la Fundación Pegasus se presenta como una forma de sonreír al mundo, recordando que, aunque nos pueda faltar un brazo, una pierna o un cromosoma, lo tenemos todo para lo más importante, que es ser felices.

UN NUEVO MUNDO AHORA

Crear un cambio social supone a la vez crear un nuevo enfoque, un nuevo mundo. Por lo cual, era importante la implantación de un nuevo paradigma respecto a la igualdad y el trabajo social. 


Por ello y porque el objetivo de todos los proyectos de PEGASUS gira en torno al empoderamiento humano de cada individuo, su financiación tenía que alejarse de las típicas herramientas de obtención de fondos basadas en la beneficencia, como la donación fría o la captación de socios. De esta manera, nace otro método de financiación basado en la creación de servicios y productos propios mediante los cuales se busca generar lazos colaborativos con nuestros usuarios y otras entidades, siempre sin olvidar nuestro fin social.

lo mío no es normal

pero lo tuyo tampoco

Un cambio social

Como decíamos anteriormente nuestro objetivo como Fundación era generar un cambio social que genere una sociedad mas empatíca, tolerante e igualitaria.
En este ámbito, para la Fundación Pegasus, el camino no era empoderar un sector discriminado de la sociedad para conseguir la igualdad, sino empoderar lo que nos une a todos. 


¿Y qué es lo que nos une? 
 

Lo que nos une es que todos somos diferentes y todos somos humanos. Por tanto, lo primero que hacemos para conseguir dicha igualdad es eliminar el concepto negativo que tiene la discapacidad, para hacer hueco a la diferencia, ya que ésta es la que nos hace únicos y especiales. Y si, además, somos capaces de dejar a un lado egos y las ponemos en común , seremos capaces de generar este gran cambio social.

una forma de sonreír al mundo